Labrador Retriever: cualidades como mascota

Es de común conocimiento que el Labrador Retriever es una de las razas más indicadas para la familia. El Labrador es una mascota ideal para una familia en la que hay niños pequeños debido a que sabe relacionarse estupendamente con ellos. Por otra parte, es un perro que necesita espacio ya que es indispensable que realice ejercicios físicos periódicamente. No obstante, es un animal que se adapta fácilmente a diversos espacios y puede vivir en un apartamento sin inconvenientes, siempre y cuando pueda realizar actividad física.

El Labrador Retriever necesita, como todos los perros, de educación y adiestramiento. Es posible llevarlo con un profesional que lo eduque o bien realizar esta tarea nosotros mismos. Para esto es importante contar con tiempo suficiente y paciencia para poder obtener resultados óptimos. Es naturalmente cariñoso, amigable y disfruta complaciendo y protegiendo a sus amos. La educación del Labrador Retriever le facilita su sociabilización con su entorno, ya sea con sus pares o con seres humanos.

Entre sus cualidades se destacan su inteligencia y su facilidad de adiestramiento; su gran capacidad de adaptación; es una raza especial para los niños, aunque esto no significa que debe permitir a los niños maltratarlos; puede convivir con otras mascotas; y es un perro generalmente saludable.

Algunas de sus cualidades más negativas se observan cuando son cachorros. Son extremadamente activos y tienen demasiada energía. Por otro lado, requiere de cepillado al menos una vez a la semana ya que posee un pelaje abundante que necesita cuidados.

El Labrador Retriever es un animal fantástico y una raza que ofrece grandes satisfacciones a sus amos debido a su temperamento e inteligencia. Es un perro muy apropiado como mascota doméstica.

Etiquetas: , , , ,

Deja un Comentario