Embarazo y parto en una Labradora Retriever

Nuestra mascota está embarazada y seguramente tenemos muchas dudas y ansiedad. Es importante que nuestra perra sea controlada periódicamente por un veterinario que supervise su embarazo y pueda despejar todas las interrogantes que tengamos. Consultar con el profesional con respecto a su alimentación, actividad física y cuidados especiales que nuestra Labradora necesite es fundamental para que se sienta bien y sus cachorros nazcan sanos y fuertes.

Generalmente, el período de gestación de una Labradora es de entre 58 y 64 días. Es muy importante saber la cantidad de cachorros que lleva en su panza para determinar cuántos días puede durar su embarazo. Una de las principales causas que desencadena el parto es el estrés de los cachorros por falta de espacio dentro de su mamá. Además, comienza a escasear el alimento en el útero. De esta manera, cuantos más cachorros tenga la mamá, menos durará el período de gestación.

Los síntomas que nos indicarán que el parto se aproxima son: el jadeo, el abdomen duro, temblores y llanto. Cuando estos síntomas aparecen, el parto se producirá dentro de las 24 horas. Lógicamente no querrá ingerir ningún alimento y tendrá algunas pérdidas de tipo acuoso.

Para el parto es recomendable prepararle un lugar dónde se sienta cómoda: la “paridera”. Generalmente la paridera se prepara con maderas con el objetivo de delimitarle su propio espacio. Las maderas deben tener una altura que le permita a la perra entrar y salir sin necesidad de saltar y evitando que los cachorros salgan de allí. En cuanto al piso puede utilizarse algún cartón de tipo corrugado.

 

Etiquetas: , , , , ,

Deja un Comentario